👉🏻#CompartimosAfición 👈🏻

Compartimos Afición

Espabilando

¿Has visto esto?

Segunda semana de oro la que se le presenta al Sevilla Fútbol Club, empezando con una cita ilusionante este  miércoles en El Sadar que puede ponerle a las puertas de una final. Aunque sea en la tercera competición en la que está presente nuestro equipo, puesto que su relevancia, prestigio y aporte económico así lo indican, en la tesitura actual en la que nos encontramos, llegar a una semifinal supondría un acicate importante tanto para la plantilla y el cuerpo técnico, que son los más importantes, como para la afición.

Además, la cita del Sevilla Fútbol Club en Pamplona tendría una consecuencia, aunque fuera de manera indirecta, en el encuentro del sábado en el Ramón Sánchez-Pizjuán ante el Elche. De la misma forma que ganar al Alavés supuso el primer paso para derrotar al Cádiz en un partido completísimo del plantel sevillista, volver victorioso de tierras navarras supondría afrontar la batalla contra los ilicitanos con la moral por las nubes.

Al contrario de lo que ocurría la temporada pasada, cuando la Copa del Rey era una rémora para una plantilla depauperada por una plaga de lesiones, inmersa en una empresa liguera dorada y con las fuerzas físicas menos que justas; la segunda competición nacional se presenta hoy en cada una de sus citas como una oportunidad para que el Sevilla Fútbol Club evolucione en su mejoría y siga asumiendo el discurso y los conceptos de su entrenador. Sobre todo, ahora que va incorporando efectivos tanto procedentes de la enfermería, de la que ya han salido de momento Delaney y Papu, como recién llegados al plantel, como Badé y Ocampos.

Los jugadores y el cuerpo técnico del Sevilla Fútbol Club necesitan como el comer repetir, si es posible dos veces por semana, las escenas de euforia que se vivieron en el vestuario tras la sufrida victoria del pasado sábado. De las imágenes que los aficionados hemos podido presenciar a través de los reportajes ‘Desde dentro’ que ofrecen los medios oficiales del club, se pueden extraer dos conclusiones importantes. En primer lugar, que la plantilla, incluyendo titulares, suplentes y lesionados, tiene la dosis de unión necesaria para conjurarse en espabilar y llevar el nombre del Sevilla Fútbol Club al lugar al que se merece. Y en segundo lugar, que los jugadores están asumiendo el liderazgo de su entrenador, lo cual es crucial para conseguir el objetivo antedicho, ya que la condición indispensable para plasmar en el terreno de juego las instrucciones del técnico es que los jugadores confíen en ellas ciegamente.

De la misma forma que el hundimiento de la temporada pasada comenzó por la pérdida de liderazgo de Lopetegui en el vestuario, la recuperación definitiva actual tiene que se estar cimentada en la asunción de la filosofía de Sampaoli por parte de quienes tienen que ejecutarla en el césped. Es precisamente aquí donde se están evidenciando importantes signos de esperanza, que ya se plasmaron en las primeras citas competitivas del argentino y que ahora se están intensificando, como ponen de manifiesto las evoluciones de algunos futbolistas del Sevilla Fútbol Club.

Nada tienen que ver las actuaciones que hoy protagonizan Rakitic. Jordán, Óliver Torres o Jesús Navas con las que realizaban cuando hace meses se les calificaba en no pocos foros, de hinchas, especialistas y cronistas, como exjugadores de fútbol. Únase a ello la naturalidad con la que se han llevado a cabo las incorporaciones de Badé u Ocampos; el primero de ellos como si llevará aquí toda la vida y el segundo, como si nunca se hubiera ido, y eso que ambos llevaban varios meses sin jugar.

Hasta qué punto está espabilando el Sevilla Fútbol Club que incluso el director deportivo parece que por fin ha enchufado el ordenador del Big Data y está presto a realizar en esta última semana de mercado varias incorporaciones de jugadores jóvenes con proyección. Quizá también haya estado Monchi espoleado por el clamor de una afición que está harta de la nefasta gestión que se está realizando de la entidad con consecuencias tan peligrosas.

La hinchada le ha visto las orejas al lobo y se lo hizo ver el pasado sábado a todos los grandes accionistas, porque aquella protesta no fue sólo contra los gestores que actualmente se sientan en el consejo de administración, sino también contra quienes pretenden hacerlo y anteponen su lucha accionarial por encima del devenir del equipo. Históricamente en el Sevilla Fútbol Club, parece obligado que primero espabile la hinchada para que después lo hagan el resto de estamentos.

Sea como fuere lo cierto es que este martes el cielo de Nervión está más despejado que la semana pasada. Esperemos en que en nuestra cita de la próxima semana también luzca más el sol, y así hasta que nos ciegue. 

¿Te gusta La Colina de Nervión? Apóyanos

A partir de solo 1€ puedes apoyar al único periódico que te informa solo y exclusivamente sobre el Sevilla FC. Tu apoyo contribuye a proteger nuestra independencia y nos permitirá poder seguir ofreciendo un periodismo de calidad y abierto para todos los lectores. Cada aportación, sea grande o pequeña, es muy valiosa para nuestro futuro e irá destinada directamente a los componentes de la redacción de La Colina de Nervión.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: A&A Comunicación y Medios S.C..
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esto te interesa

¡Lo último!

Un Sevilla FC sin ideas cae goleado ante el líder

El Camp Nou se vistió de gala para abrir la segunda vuelta con un encuentro decisivo para la batalla...

Antes de irte... mira esto:

spot_img
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad