Se cumple un año desde que José Antonio Reyes se marchase sin avisar. El utrerano falleció tras un accidente de coche el 1 de junio de 2019. El considerado por muchos como el mejor canterano en la historia del Sevilla FC, dejó un profundo vacío en varias aficiones españolas. Sevillistas, madridistas, colchoneros, pericos, cordobesistas y extremeños lloran su pérdida aún hoy. Además, se sucedieron múltiples homenajes y ánimos a su familia.

Un adelantado a su época

José Antonio Reyes siempre fue un paso por delante de sus compañeros en las filas sevillistas. El utrerano debutó en La Romareda con tan solo 16 años. Marcos Alonso confió en un niño que, más tarde, dio un giro a la vida del Sevilla FC. Esa misma temporada descendió a Segunda División y, la siguiente campaña, recuperó la categoría. Ya de vuelta en Primera, Joaquín Caparrós, brilló por encima de todos.

El joven canterano realizó antagónicos partidos, como aquel ante el Real Madrid de «Los Galácticos» o el golazo al Real Betis. Tras dos temporadas y media y más de 30 goles y 30 asistencias, puso rumbo a Inglaterra para jugar en el Arsenal. Reyes se convirtió en la primera gran venta de José María Del Nido, asentando así las bases de un Sevilla FC campeón. Lejos de España engrandeció su legado y su palmarés, consiguiendo dos copas y una Premier League. La perla de Utrera formó parte del Arsenal de Los invencibles, un equipo que batió marcas y se paseó por los campos británicos sin cosechar ninguna derrota en todo el campeonato liguero.

Ya de vuelta en España, sumó un título de liga con el Real Madrid y dos Europa Leagues y una Supercopa de Europa con el Atlético de Madrid. Aunque entre las épocas con la camiseta blanca y la rojiblanca vivió una aventura en Portugal, donde fue campeón de la liga portuguesa con el Benfica.

El regreso soñado al Sevilla FC

El 1 de enero de 2012, José Antonio Reyes puso rumbo a casa. El niño pródigo volvió a Nervión para ponerle el broche de oro a su carrera. El utrerano levantó tres Europa Leagues consecutivas con el Sevilla FC. Así fue como se convirtió en el jugador con más Europa League en la historia. Además de tocar plata, la perla dejó actuaciones y anécdotas inolvidables. José Antonio Reyes fue algo más que un simple jugador, era de los pocos que están tocados por la varita. Según Monchi, «el talento más grande que ha salido de la carretera de Utrera».  Un simple pase suyo servía para descolocar cientos de defensas, un verdadero mago.

El final más trágico

José Antonio Reyes falleció en un accidente de coche el 1 de junio de 2019. El utrerano se salió de la carretera mientras volvía de Almendralejo junto a sus primos, uno de los cuales también resultó muerto en el siniestro. El perito oficial declaró como causas de aquella desgracia el exceso de velocidad y un reventón de la rueda. En el fatídico accidente, Reyes y su primo Jonathan perdieron la vida. Juan Manuel Calderón, el otro pasajero, consiguió salir con vida aunque en estado crítico.

Fue una noticia que cogió de imprevisto a todo el mundo. Las lágrimas se reunieron en el Ramón Sánchez-Pizjuán, donde se estableció una capilla ardiente. Compañeros, directivos, entrenadores, familia y amigos estuvieron presentes aquella tarde en Nervión, desolados. Así, el sevillismo le brindó el último adiós al, probablemente, el mejor canterano de su historia.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable A&A Comunicación y Medios S.C. .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios A&A Comunicación y Medios S.C..
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.