vacaciones amigos Sevilla Fútbol Club FC fernando alegría aficionados noticias silogismo estadios
Eduardo Cruz Acillona | El cristal con que se mira. Artículos de opinión sobre el Sevilla FC

Qué cansado es volver de vacaciones siempre. Qué pocas ganas siempre. Qué pereza siempre. Todos los años, lo mismo: deshacer maletas, poner lavadoras, comprobar que las cucarachas no han okupado tu apartamento, pedir una pizza por teléfono porque el frigorífico está vacío, sentirte raro sin arena entre los dedos de los pies, tratar de recordar cómo se programa la alarma del despertador, dormir en una cama que ahora te resulta extraña, despertarte no sabes muy bien dónde y a una hora intempestiva, tratar de recordar cómo se silencia ese molesto ruido que resulta ser, lo descubres al rato, la alarma del despertador, vestirte como una persona (ya no vale echar mano del bañador y de la primera camiseta que pillas que no esté muy arrugada), ponerte zapatos (qué sensación más rara la de ponerse zapatos después de haber estado todo un mes en chanclas), caminar hacia la parada del autobús en vez de hacia el chiringuito, esperar en la parada del autobús… 

Y, de repente, todavía con el sopor haciendo compañía a las legañas en los ojos, girar la cabeza hacia la marquesina y ver un enorme cartel en rojo donde un imponente “6” te recuerda que estas vacaciones han sido diferentes, mucho mejores, si cabe, que todas las anteriores. Porque además de desconectar y de dedicarte a placeres confesables y de los otros, este año vuelves de agosto con una copa de más. La de la sexta UEFA del Sevilla Fútbol Club. Y en ese momento regresan a tu mente el partido de cuartos de final, la semifinal, la final y la celebración, cada uno por separado en su Puerta Jerez particular por aquello del coronaleches, pero todos con la misma sensación de haberse fundido en un enorme abrazo que ha venido durando el resto de las vacaciones.

Poco te importa este año volverte a encontrar con las mismas caras aburridas de siempre en el trabajo. Poco te importa este año volverte a haber olvidado la contraseña del ordenador y ser el enésimo empleado de la empresa que llama al departamento de Informática con la misma petición. Poco te importa este año cambiar el desayuno en la terraza mirando al mar por la media hora del bocata o el café con media tostada en el bar de siempre. Poco te importa este año saber que no tendrás más festivos extras hasta el puente del 12 de octubre. Poco te importa este año que septiembre se te vaya a hacer muy largo y muy cuesta arriba. Porque esta vuelta a casa la vas a disfrutar. En tu calendario ya está señalada la fecha del día 24. Aunque luego la cambien. Aunque luego el Sevilla Fútbol Club no viaje a Hungría sino a Portugal o vaya usté a saber… 

Da igual. La vuelta a casa, este año, es emocionante. Mucho más que nunca. Hay ganas de seguir creciendo, hay ganas de seguir alimentando ilusiones, de seguir apretando los dientes antes los tropiezos, de seguir adelante, sin rendirse. Hay ganas de mirar muy alto, sin vértigo y sin complejos. Y hay ganas, cuando algunos, los de siempre, insistan en que este mes de agosto el fútbol español ha mostrado su poderío en Europa, responder que no, que el fútbol español al que ellos se refieren se ha quedado en octavos de final o ha perdido por ocho a dos en cuartos de final, que el único que ha mostrado su poderío ha sido el Sevilla Fútbol Club. Por sexta vez. Un respeto.

Este año, nuestra vuelta a casa ya la firmarían muchos. Y si no, que se lo pregunten a Rakitic. Bienvenido a casa, don Iván. Feliz Año Nuevo a todos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable A&A Comunicación y Medios S.C. .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios A&A Comunicación y Medios S.C..
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.