Corrían los días de mediados de agosto de 2014 cuando el Sevilla hizo oficial su acuerdo con el Liverpool para el traspaso de Alberto Moreno. Una oferta que rondó los veinte millones de euros sedujo a la dirección deportiva, que vio en el interés de los ingleses una oportunidad de mercado que no se podía despreciar. Y es que, con apenas veintidós años y recién salido de la cantera, el zurdo ponía rumbo a Anfield dejando en Nervión una generosa contribución con las arcas. El acuerdo satisfizo a todas las partes.

Una etapa acabada

Tres años y dos meses después, su etapa en la plantilla de “los reds” toca a su fin. Con un Robertson imparable en la banda izquierda e indiscutible para Klopp, Alberto Moreno se ha visto desplazado del once titular del que en su momento formó parte. De hecho, por si no quedaba suficientemente claro que el técnico no cuenta con él, tan solo ha disputado noventa minutos en lo que va de temporada. La tercera ronda de la Copa nacional inglesa fue testigo ante más de cuarenta y cinco mil espectadores de la derrota del Liverpool frente al Chelsea por 1-2. Lo que quizá no sabía es que estaba presenciando el que posiblemente sea el último partido de Alberto Moreno como jugador rojo. La decisión, salvo que la situación cambie por algún contratiempo tal como una lesión de Robertson, está tomada. El sevillano saldrá libre, a poder ser, en el próximo periodo de traspasos.

Sevilla, destino posible

Como era de esperar, el jugador, consciente de su nueva situación con tan solo veintiséis años, ha tomado cartas en el asunto y ya baraja diferentes ofertas y valora los destinos que más pueden complacerle. Sin duda, Alberto Moreno no olvida su ciudad y, ni muchos menos, su equipo. Precisamente por esto, la opción de regresar al Sánchez-Pizjuán sería la mejor vista por el jugador. Ahora es el club quien debe valorar la posibilidad de traer de nuevo a casa al exsevillista y con ello reforzar el lateral izquierdo, actualmente ocupado únicamente por Arana hasta la recuperación de Escudero. La pregunta ahora es, ¿podrá Alberto Moreno cubrir las necesidades del Sevilla y rendir al nivel que las exigencias marcan? Que la oportunidad es única para hacerse con un refuerzo a coste cero es innegable, pero su frecuente presencia en el banquillo de Klopp hace pensar que su forma y rendimiento no se adaptan a las pretensiones sevillistas. Además, el hecho de salir de un club con un nivel competitivo hasta cierto punto similar al del Sevilla por falta de rendimiento hace mirar con cierto recelo el regreso de Alberto Moreno.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here