En un verano caracterizado por las prontas incorporaciones de Monchi y por la rapidez en el cierre de las mismas, aparece una operación que se antoja dura y complicada, la llegada de Luis Alberto. El canterano sevillista, uno de los futbolistas más destacados de la pasada liga italiana y, por consiguiente, de la Lazio, es uno de los anhelos del Sevilla FC. El futbolista tiene la posibilidad de regresar al club donde se formó como futbolista profesional pero de momento la Lazio, de la mano de Inzaghi, no está por la labor.

Traba o señal

En los últimos días el técnico italiano le ha comunicado al presidente que Luis Alberto es indispensable en su equipo y que lo quiere en su plantilla la próxima temporada. Es un claro obstáculo para el club nervionense, ansioso por hacerse con sus servicios. Este aviso de Inzaghi a la directiva, como mínimo, hará que el precio del mediapunta español aumente. Aún así el Sevilla no tiene intención de olvidarse de él.

Inzaghi con esta advertencia, confirma, además de la calidad del futbolista gaditano, el interés de varios clubes por él y la complicada continuidad de Luis Alberto en la Lazio. El Sevilla es su casa y, si no cesa el interés de los de Nervión, será muy difícil para los italianos retener al jugador.

Luis Alberto, deseado

La figura de mediapunta referencia que puede aportar Luis Alberto es una de las más deseadas dentro del club hispalense. El jugador que actualmente cumple esas funciones en el Sevilla y que puede verse afectado en mayor medida es Franco el ‘Mudo’ Vázquez. Julen Lopetegui lo quiere en el equipo pero el fichaje de Luis Alberto podría abrirle la puerta de salida a uno de los futbolistas más discutidos dentro de la afición sevillista. En caso de hacer llegar a Luis Alberto y mantener al ‘Mudo’, el Sevilla dispondría de un centro del campo ofensivo de muchos quilates.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here