La continuidad de Pablo Sarabia en el Sevilla se complica con el paso del tiempo. A pesar de que su contrato expira en junio de 2020, el madrileño tiene todas las papeletas para salir en la próxima ventana del mercado. Su baja cláusula de rescisión, su altísimo rendimiento y la cantidad y calidad de los pretendientes son un duro obstáculo. Monchi tiene una dura tarea con su renovación y prueba de ello es el nivel de los clubes que quieren hacerse con los servicios del centrocampista nervionense. Es el caso del PSG, cuyo entrenador tiene al centrocampista del Sevilla como una prioridad absoluta.

Prioridad de Tuchel

El pasado mes de enero, el club parisino ya sopesó la idea de llevarse a Pablo Sarabia del equipo nervionense. El técnico del PSG, Thomas Tuchel, le consideraba —y aún lo hace—  como la prioridad en el mercado invernal. Sin embargo, el director deportivo de la entidad francesa, Antero Henrique, no compartía —y sigue sin hacerlo— la postura del entrenador, por lo que no se lanzó a por su fichaje. El equipo galo valoró pagar su cláusula de rescisión de 22 millones para vestir a Sarabia con la elástica parisina, pero Henrique finalmente se decantó por el argentino Luciano Acosta que milita en la MLS, pero que finalmente tampoco aterrizó en París. De cara a la próxima temporada, Tuchel sigue teniendo entre ceja y ceja que el PSG fiche a Pablo Sarabia, pero su opinión de nuevo está confrontada con la de Antero Henrique, quien sigue teniendo al argentino del DC United como número uno de su lista, según apuntan desde el periódico especializado Paris United.

Sarabia, desatado

La temporada que está haciendo Sarabia en el Sevilla es para quitarse el sombrero. El madrileño es el único jugador junto a Messi que firma ‘dobles figuras’ en la actual temporada liguera. Suma un total de 12 goles y 13 asistencias en los 32 partidos que ha disputado en el campeonato doméstico. A nivel europeo, el rendimiento de Sarabia se cuela en el TOP 5 de los mejores asistentes europeos; lista comandada por Eden Hazard en la que el centrocampista del Sevilla figura en quinta posición.

Más pretendientes

Los números del sevillista no dejan indiferente a nadie y el precio de la libertad del sevillista lo coloca como una de las mejores gangas del mercado de fichajes. El Sevilla lleva intentando renovar a Sarabia muchísimos meses, pero la parte del jugador ha rechazado ya hasta tres ofertas del club. Algunas, incluso, llegó a aceptarlas el jugador en un primer momento, pero después se echó atrás viendo que fuera del Sevilla otros clubes estaban dispuestos a ofrecerle mucho más al jugador. Entre los pretendientes más destacados en España figura el Valencia, que ya se habría reunido con el agente del futbolista, Ginés Carvajal, para conocer la situación de Sarabia y el estado de su renovación con el Sevilla o su predisposición a abandonar la capital andaluza este verano. Por otra parte, la Real Sociedad ya estuvo cerca de hacerse con él el verano pasado, pero el mayor nivel competitivo que ofrece el Sevilla a Sarabia, así como la espera de una oferta mejor desde la planta noble nervionense dieron al traste con la operación. También, desde la capital de España, el Real Madrid ha sido relacionado en varias informaciones con un interés sobre el jugador y el Atlético de Madrid está muy pendiente de la situación del jugador ya que para Simeone también es uno de los futbolistas con los que le gustaría reforzar al equipo. El Chelsea fue otro de los equipos que quiso llevarse a Sarabia en enero.

Así está ahora

A poco más de un año de que acabe la vinculación de Sarabia con el Sevilla, la entidad rojiblanca debe valorar qué importancia quiere darle al futbolista y cómo quiere reconocer el rendimiento que ofrece sobre el terreno de juego. Si el club quiere sacar algún beneficio económico de su marcha, debe vender a Sarabia este verano para evitar que en junio de 2020 se marche gratis del Sevilla. Las conversaciones para su renovación ahora mismo están estancadas. Monchi ha realizado una primera toma de contacto y ha recibido unas intenciones positivas con respecto al deseo del jugador de seguir con su carrera en Sevilla y renovar su vinculación, pero en el club no lo tienen nada claro. A finales del mes de Noviembre, en la planta noble sevillista se daba la renovación de Sarabia por cerrada, pero el acuerdo de nuevo se fue al traste debido a la gran controversia que despertó entre las partes la comisión para el agente del jugador. Ginés Carvajal exigía una prima de dos millones de euros que debería ser abonada en un solo plazo y esto fue clave para que el trato no se cerrara. La prolongación del contrato de Sarabia con el Sevilla sería por cuatro años más, acabando en 2024, e iría acompañada de una subida considerable del salario del futbolista, poniéndolo a la altura de los mejores pagados de la entidad.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here