Pablo Machín atendió a los medios de comunicación en la previa del vibrante choque que tendrá lugar en el Sánchez-Pizjuán. La rueda de prensa comenzó con un minuto de silencio en memoria de Roberto Alés, histórico presidente sevillista que falleció en la mañana de hoy. El entrenador sevillista comenzó su comparecencia uniéndose al pésame: «Tuve la fortuna de conocerlo y sobretodo de empaparme de lo que hizo por este club. Es una gran pérdida». Cerró su recuerdo al expresidente mostrando su deseo de dedicarle mañana un triunfo ante el FC Barcelona. El soriano también se refirió a la acumulación de partidos frente al Barcelona, las dudas con Navas y la presencia de Leo Messi.

Machín, discutido

Uno de los temas que Pablo Machín abordó sin reticencias fue el de su propio futuro. Habló sobre una hipotética destitución. Los malos resultados han dado lugar a una gran lluvia de críticas en las redes sociales sobre las que Machín dejó claro que: «No me siento con la potestad de decir si me parece justo o injusto, es una cuestión que hay que valorar; cualquiera puede dar su opinión. A mi no me preocupa tanto lo que digan, sino quién y la argumentación. Es normal que la gente ponga el foco sobre el mismo lugar«. Para el técnico soriano, las críticas importantes son las que podrían llegar desde dentro del club: «A mi los que me preocupan son la gente de mi entorno. En el momento que ellos vean que no estoy haciendo las cosas bien, sí que me preocuparía. El fútbol son resultados y no lo estamos haciendo igual de bien que al principio de temporada». Cerró el tema dejando claro que cuenta a día de hoy con el apoyo de los pesos pesados de la entidad: «Yo me siento igual de respaldado, es más, los primeros que me mostraron confianza fueron ellos. Tengo devolverles esa confianza cada día, no sólo en los partidos».

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here