En el pasado mercado de invierno, Caparrós decidió aprovechar esas oportunidades que da el mercado. Munir llegó a Sevilla por un poco más de un millón de euros, una cantidad baja para la calidad que atesora el jugador. Además, su juventud es otro plus. El pasado jueves consiguió anotar su primer gol como sevillista tras siete partidos.

Golazo y fallos

Llegaba el minuto 28 de partido, Munir marcaba el 2-1 tras un gran córner de Banega. Un gran gol muy importante que ponía al Sevilla de nuevo por delante. A pesar de la esperanza que residía en el público, se fue del partido con solo un gol en su haber. Las oportunidades que tuvo para aumentar la renta no fueron pocas. Y además algunas de ellas fueron muy claras. La buena fortuna en el primer gol se convirtió en mala en las demás ocasiones durante el encuentro. También le anularon un gol por fuera de juego dudoso. Con él en el campo, el Sevilla solo ha conseguido llevarse la victoria en una ocasión de siete. Fue en Roma ante la Lazio, partido en el que jugó unos veinte minutos. En los otros seis encuentros, cinco fueron derrotas y solo un empate. Malos datos que realmente son sinónimo de que su llegada al club de Nervión ha coincidido con la mala racha que atraviesa el equipo.

Temporadas anteriores

A pesar de su juventud, solo tiene 23 años, esta es su quinta temporada en la élite. En su primera temporada en el primer equipo del FC Barcelona, consiguió anotar un gol. La siguiente temporada anotó ocho, de los cuales cinco fueron en Copa del Rey, competición en la que solía jugar con regularidad. En la temporada 16/17, el delantero fichó por el Valencia y su renta goleadora fue de ocho goles. Y en la pasada temporada jugó en el Alavés, club en el que consiguió la regularidad necesaria en sus minutos jugados. Síntoma de ello fueron las catorce veces que vio puerta. El jugador ha demostrado que con minutos suficientes es un gran delantero y los números le dan la razón. Llega el momento más importante de la temporada y el Sevilla necesitará de sus goles para conseguir el objetivo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here