Pablo Machín ha comparecido ante los medios de comunicación en la rueda de prensa previa al choque de ida entre Sevilla y Slavia de Praga de los octavos de final de la Europa League. El técnico soriano del Sevilla ha repasado la actualidad del conjunto andaluz y no ha dejado de tocar ninguno de los temas que sacuden la actualidad nervionense.

«El primero que sabe que los resultados no se están dando soy yo»

Sobre cómo se encuentra él en una situación en la que se pone en duda su continuidad al frente del vestuario, Machín afirmó ser consciente de la situación: «Estoy fuerte. Es cierto, y no hay que negarlo, que existe una preocupación. El primero que sabe que los resultados no se están dando soy yo, pero perder tiempo en esa preocupación hace que reste energía en lo importante, que es buscar lo mejor para el equipo y dar la vuelta a esta mala dinámica. No debemos mezclar competiciones, es bueno centrarnos en esta competición donde estamos siendo fiables. Personalmente, tengo muy claro, y así me lo hacen ver, que tengo la confianza de la gente que me la dio en un primer momento».

Cambiar el sistema

Al respecto de cómo piensa solucionar el mal momento que atraviesa el equipo, Machín reconoció que se pueden hacer diversas modificaciones: «Cambios hay muchos que se dan. Hemos jugado con la línea de tres centrales, también con cuatro, con tres puntas… Ese tipo de matices siempre se dan. Cuando las cosas vienen peor dadas es bueno buscar otras soluciones. Sinceramente, creo más en la esencia que no en los sistemas. Trato de buscar el mejor acomodo para que los que mejor están puedan brillar y es de lo que trato. Tenemos que fijarnos también en los rivales, aunque el 80% somos nosotros. Buscamos que sea el rival el que se amolde a nosotros».

Presión por los resultados

Sobre si afectan los malos resultados a la dinámica del equipo, Machín reveló: «Quiero pensar que no, soy una persona enormemente responsable, pero miedo no tengo nada y mucho menos a algo deportivo. Esto no deja de ser mi trabajo, llevo muchos años y la presión se soporta en cualquier sitio. Por ahí no creo que me esté restando en mi capacidad como entrenador. No soy una persona que me empape mucho de lo que se comenta en el entorno o redes sociales, pero tonto no soy. Eso no hará que me bloquee o que rinda mucho menos».

Su destitución

También ha sido cuestionado Machín sobre una hipotética destitución si no consigue sacar adelante los próximos partidos que esperan al Sevilla. Sobre ello, Machín admitió: «No voy a perder energías en cosas que no dependan de mí. Llevamos una racha en Liga que no es normal, más allá de las argumentaciones, pero no es normal llevar tan pocos puntos más allá de las circunstancias. Es normal que la gente dude y, como decía Carriço, sabemos de la enorme dificultad que tenía lo que hacíamos antes y de que lo vamos a superar…. y lo vamos a superar nosotros, el equipo, pero también la afición. Ellos son importantísimos, nos llevan en volandas en el campo, están al lado del equipo. Nosotros tenemos que ser los primeros en dar a la afición y así será más fácil que nos puedan perdonar algunos momentos en los que no estemos acertados».

Además, Pablo Machín no dudó en revelar que siente el apoyo del club: «Desde que llegué, me he sentido respaldado. No dejo de ser una apuesta firme, intento no defraudar a la gente que confió en mí y al sevillismo. Me tomo cada partido como una final, pero así desde el principio de la temporada. Estoy convencido de que tenemos capacidad para revertir la situación. Si hicimos esa primera parte de temporada tan buena es porque capacidad tenemos, hay que volver a esa senda. Intentamos plantear bien el partido y acertar».

«Tenemos una plantilla compensada a la que tenemos que sacar el máximo rendimiento»

Sobre las dudas que muchas veces se le han hecho llegar sobre el talante defensivo de alguno de sus planteamientos, el de Soria se defendió argumentando: «Aquí lo que queremos es ganar todos los partidos. Es obvio que ahora no estamos bien, pero aun así estamos en unos puestos que nos permiten optar a todo. Hoy por hoy no es ningún desastre donde está el Sevilla, pero eso no quita de que quiera estar más arriba en la tabla». Al hilo de esto, Pablo Machín también se refirió a su papel de director técnico y sus decisiones: «Cuando las cosas iban bien también lo hacía… Tengo claro que yo soy el mismo, tengo una línea de trabajo que me ha traído hasta aquí. Hago todo lo posible para que las cosas salgan bien, la línea de trabajo es la misma o, si cabe, con más implicación para seguir dando argumentos a los futbolistas para que crean en ellos mismos. Tenemos una plantilla compensada a la que tenemos que sacar el máximo rendimiento, ellos están súper implicados y eso me da más confianza».

André Silva

Uno de los jugadores cuya bajada de rendimiento se cuestiona con frecuencia es André Silva. El portugués no ha perdido la titularidad, pero no ve puerta con la facilidad que lo hacía antes y Machín, al respecto, explicó: «André está haciendo lo mismo que antes, pero no tiene ese flow para que el balón entre. Son dinámicas y rachas… Estaría preocupado si no trabajara o estuviera implicado, pero como lo está, no me preocupa mucho».

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here