Pablo Machín en la banda del Cam Nou pensando alguna solución.

El Sevilla está en caída libre. El pasado sábado, los rojiblancos volvieron a caer ante un rival en puestos de descenso. Ya suma diez salidas sin sumar de a tres desde que ganara como visitante al Eibar en Ipurúa allá por septiembre. A eso le sumas los recientes tropiezos en el Sánchez-Pizjuán y te quedan unos números excesivamente vulgares que han relegado al Sevilla a la sexta posición de La Liga. El objetivo de la Champions se va ya a cinco puntos más el golaverage que por el momento es favorable al Getafe CF. Por lo que es hora de buscar culpables y un gran sector de la afición lo tiene claro: Pablo Machín. Sin embargo, la planta noble del club hispalense aún ve en el técnico soriano la persona idónea para sacar al Sevilla a flote.

Sigue en Europa

Pese a la terrible racha negativa del Sevilla, el equipo sigue en posiciones europeas y apenas a dos partidos de la cuarta plaza. El nivel competitivo de La Liga ha subido, pocos conjuntos vencen dos encuentros consecutivos y de eso ha estado viviendo el Sevilla estos últimos meses. Los tropiezos de los clubes de atrás, algo que no controla Pablo Machín, le están regalando una vida extra que, a falta de doce jornadas, aún podría aprovechar.

Factor Nervión

Francisco, técnico de la SD Huesca, lo tuvo claro en las declaraciones previas al encuentro del pasado sábado: “¿Un jugador del Sevilla? Me quedo con el Sánchez-Pizjuán”. Todas las aficiones empujan, todos los campos aprietan y ganan puntos, pero bien sabido es que ninguno con la asiduidad que lo hace el templo de Nervión. Y a eso también se agarra el técnico soriano, como ya lo hicieran muchos exentrenadores sevillistas. El Sevilla, por tradición, siempre ha sido un equipo que le cuesta sumar de a tres como visitante, pero en casa la historia cambiaba. El Sánchez-Pizjuán es uno de los bastiones inexpugnables de La Liga y esta temporada no iba a ser menos. De los doce encuentros disputados en Liga en casa, el Sevilla ha ganado siete, logrando el empate en tres y cayendo únicamente en dos encuentros, Getafe CF y FC Barcelona. De los próximos seis encuentros ligueros, cuatro tendrán lugar en Nervión. Cuatro encuentros vitales que Pablo Machín espera sacar adelante con el empuje de los suyos.

Primera vuelta

En el fútbol de bien poco sirve el pasado, importa el hoy. La victoria que cosechaste durante el fin de semana, pasa a segundo plano el mismo lunes en el entreno. Sin embargo, uno de los alfileres que aún sostienen a Machín en el banquillo sevillista son las rentas del pasado. La gran primera vuelta del Sevilla, llegando a copar el primer puesto de la clasificación en varias jornadas, es el camino a seguir para los hispalenses. Desde el seno del club piensan que el técnico soriano está capacitado para superar una nueva crisis, como ya ocurriera al principio de La Liga. El Sevilla tiene que reinventarse como ya lo hiciera aquella mañana en el Ciutat de Valencia, cuando consiguió endosarle seis goles al Levante UD. Es una evidencia que a Pablo Machín ya no le queda tiempo. Aún conserva crédito pero ya no le queda otra que actuar. Un nuevo traspiés en los próximos encuentros supondría la pérdida del cargo y por consiguiente, la caída de los pocos alfileres que aún le sostienen en el Sevilla FC.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here