Criterios de puntuación: 0-3: Muy mal / 4: Mal / 5: Regular / 6: Bien / 7: Bastante bien / 8: Muy bien / 9: Fantástico / 10: Excelente / S.C: Sin clasificar


Emery: 10

La tercera Europa League consecutiva viajó anoche hacia Sevilla, y todo gracias a un excepcional trabajo del míster sevillista. El entrenador de Hondarribia fue clave en la victoria contra los ingleses llevando al equipo hacia la gloria durante los malos y buenos momentos del partido. Hay dos claves para explicar el éxito de anoche. La primera es la posición de extremo de Coke, un invento que solamente un loco como Unai es capaz de hacer, poner a un lateral que en principio no tiene ninguna característica de atacante en una posición que le daría la posibilidad de anotar dos goles para dar al Sevilla FC su quinto trofeo, tercero consecutivo. La segunda clave es la disposición a comerse el mundo con la que salió el conjunto de Emery en la segunda parte: no sabemos la charla que soltó ni las órdenes, pero lo que sí sabemos es que nada más salir al campo los «Kopitas» vivieron de cerca lo que es el infierno en sus carnes, sufriendo el vendaval futbolístico hispalense.

Soria: 7

El joven portero sevillista, que todavía no ha debutado en Liga pero que sí ha jugado una final Europea, tuvo una noche complicada, sobre todo en la primera parte, donde sufrió un acoso y derribo por parte de los jugadores del Liverpool. A pesar del gol que recibió y en el que podía haber hecho algo más, el meta hizo una buena actuación salvando algunas ocasiones claras como el mano a mano con Sturridge.

Mariano: 9

Letal en ataque, el lateral del conjunto hispalense fue una pieza clave en la remontada y posterior victoria tras su increíble internada, con caño incluido, a Alberto Moreno que le puso en bandeja el gol a Gameiro. Sus internadas por la banda derecha fueron primordiales en el ataque sevillista, especialmente en la segunda mitad del partido.

Rami: 7

Contundente en defensa durante casi todo el partido, sufrió bastante en el vendaval atacante de los ingleses durante los últimos 15 minutos de la primera parte. A partir de ahí, la dupla que hicieron Carriço y él fue infranqueable para los jugadores del Liverpool.

Carriço: 8

Salvó un gol bajo palos y fue el jefe defensivo del equipo durante todo el partido, con permiso de esos 15 minutos en el que el Sevilla entero estaba K.O. El portugués comienza a mostrar su mejor cara después de volver de la lesión y eso son muy buenas noticias para los rojiblancos.

Escudero: 6

Genial atacando, mal abajo, siendo su banda un completo coladero durante la primera parte, permitiendo a los ingleses internarse y crear juego por allí. Junto a Vitolo supieron combinarse para atacar y defender a parte iguales.

Krychowiak: 7

Paso a paso, el polaco comienza a recuperar la forma física y el ritmo de juego que tanto le caracterizaba antes de la lesión que sufrió al principio de temporada. Siendo, junto a Steven, uno de los pilares del centro del campo sevillista más destacable, cortando y destruyendo cualquier intento inglés de atacar la meta de Soria.

N’Zonzi: 9

Apareciendo en cada balón, en ataque o en defensa, en medio del campo o en la delantera, el alto centrocampista francés completó ayer uno de sus mejores partidos y eso lo notó el equipo de Unai Emery. Gracias a su gran temple y a la perfección de su distribución de balón, ha conseguido formar la mejor dupla posible con Krychowiak para el doble pivote que tanto le gusta al entrenador de Hondarribia.

Banega: 7

Probablemente no completó su mejor partido, pero ayudó a darle al equipo la tranquilidad y el pause cuando lo necesitaba. En la primera parte, apenas apareció, tuvo que bajar muy abajo para tocar balón y eso lo notó el conjunto sevillista, que no era capaz de llegar con peligro- La historia dio un giro de 180º en la segunda mitad cuando el argentino consiguió llevar la manija.

Vitolo: 9

Sus desbordes y desequilibrios por la banda izquierda llevaron a la locura a los defensores del Liverpool. Junto a Escudero, el canario consiguió formar un buen compañero de ataque-defensa, desdoblando y mareando a los rivales. De sus piernas salieron gran parte de las ocasiones sevillistas, por no decir el golazo de Coke tras otra internada de Víctor Machín.

Coke: 10

Cuando los sevillistas cantan ese ya famoso cántico «échale huevos, Sevilla, échale huevos», hay un jugador en específico que se nos viene a la cabeza, y ese es Coke. Su pasión y capitanía, ya sea de lateral, de central, de extremo o tirando penaltis decisivos ,le da una grandeza que pocos jugadores puedan desear tener, y lo demostró anoche con los dos goles. El Sevilla ganó su quinta Europa League gracias al invento de Unai Emery al ponerlo de extremo de la banda derecha y a la profesionalidad del madrileño.

Gameiro: 9

No podía ser de otra forma, después de la gran campaña que estaba completando el francés, cuando lo peor lo estaba pasando el equipo sevillista, Kevin estaba en el lugar y en el momento adecuado como el «killer» que es para mandar el balón a las redes de Mignolet tras la gran internada de Mariano. Su trabajo en la presión y en muchas ocasiones en la defensa le definen como un delantero diferente, esencial para el pasado, presente y inmediato futuro del conjunto de Nervión.

Kolo: 7

Entró en el minuto 77 por Ramí, que se marchó con molestias (que no le impedirán jugar la final de la Copa del Rey). Supo controlar, junto a Carriço, el ataque a la desesperada del Liverpool en los últimos minutos del encuentro.

Jonas Eriksson: 5

El árbitro sueco no supo manejar el partido desde el comienzo, dejando que el Liverpool, con una «intensidad» desmedida, pudiera hacer falta tras falta sin repercusión, sacando al Sevilla FC fuera del partido en la primera parte. También tuvo dos manos (una muy clara y otra más discutible) muy polémicas que no pitó y que pudieron ser penalti para el equipo inglés. En la segunda parte, consiguió tener más el control del encuentro, acertando al no pitar fuera de juego en el tercer gol sevillista, ya que el balón venía de un contrario y en un principio ningún jugador hispalense pretendía pasárselo a Coke.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here