El Sevilla alcanza una nueva final dos años después. Los pupilos de Montella derrotaron al CD Leganés con goles de Joaquín Correa y Franco Vázquez. Tras el empate a uno en la ida y la derrota en Ipurúa, el conjunto hispalense necesitaba una victoria. Gracias a esto, el cuadro andaluz fue superior y esto se vio reflejado a lo largo de todo el encuentro. La vuelta de la delantera titular y una mayor tendencia ofensiva propiciaron esta victoria sevillista. Pese a realizar menos disparos que su rival, 8/9, el Sevilla lanzó tres remates a puerta por uno del Leganés. De ellos dos acabaron en gol y uno pudo haber sido si Siovas no hubiera sacado el balón de debajo de los palos.

Defensa férrea, portería a cero

La vuelta de Mercado al eje de la zaga ha proporcionado la fuerza defensiva que le faltó al Sevilla en Ipurúa. Tan sólo un tiro a puerta del Leganés que Rico pudo atrapar sin problemas. En cuanto al número de faltas, el Sevilla volvió a ser superior a su rival realizando 15 faltas por 12 de los madrileños. No obstante, el único amonestado del encuentro fue Amrabat, jugador del conjunto blanquiazul.

Un dato curioso del partido es que el Sevilla realizó menos fueras de juegos que su rival. Era una tendencia negativa que el conjunto andaluz había adquirido en esta temporada y en este encuentro, gracias al orden que ha impuesto Montella, parece haber empezado a cambiar. La defensa sevillista adelantada y Muriel a la altura de Vázquez por detrás de la zaga visitante han conseguido que esto sea así.

Mejora constante

La llegada del nuevo técnico ha hecho que jugadores que no estaban dando su máximo rendimiento empiecen a despuntar. Muriel, Correa, Vázquez, N’Zonzi… Una larga lista compuesta por casi todos los jugadores del «once tipo» de Montella. El gol de Correa fue gracias a una gran jugada de Muriel, en la que el delantero colombiano regateó a la defensa rival y con un pase atrás dejó sólo al argentino. Dos jugadores que han pasado de nada a todo, al igual que Franco Vázquez.

El mediocentro ha sido muy criticado por la grada hispalense pero su rendimiento ha mejorado de forma considerable desde la llegada del técnico italiano. Su gol de ayer es muestra de ello con un gran sprint por la banda tras la asistencia de Sandro.

Tras la victoria de ayer, el conjunto hispalense debe esperar a su rival en la final, que saldrá de la eliminatoria entre el Valencia y el FC Barcelona.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here