La dificultad de repescar a Banega

La dificultad de repescar a Banega

El argentino llegó libre al Inter de Milán hace un año

El Sevilla recula en la compra de Jovetic
Banega regresa al Sevilla FC
Banega regresaría con el mismo contrato que se le ofreció antes de irse

Desde que se marchó a la Serie A, el nombre de Éver Banega no ha dejado de sonar en Sevilla, debido en gran parte al alto rendimiento que prestó el futbolista al equipo que entrenaba Unai Emery. El centrocampista suena ahora con más fuerza debido a que el Inter de Milán no ha visto el máximo de prestaciones durante la pasada temporada y lo tiene en la rampa de salida junto otros jugadores como Gabigol o el también exsevillista Gary Medel. Compañeros de El Desmarque afirman que el club nervionense ya ha contactado con Banega para tantear la posibilidad de una posible vuelta, pero por más que el jugador quiera recalar de nuevo en Nervión, hay ciertas complicaciones en la operación.

Inter quiere traspasarlo

Éver Banega llegó al Sevilla en agosto de 2014, procedente del Valencia, a cambio de 2,50 millones de euros. Tras un magnífico rendimiento que le llevó a convertirse en la auténtica brújula del equipo sobre el césped, su contrato llegó a su fin el verano pasado y decidió poner fin a su carrera como sevillista y convertirse en nuevo jugador del Inter de Milán. El jugador se fue gratis, no generó ningún ingreso en las arcas hispalenses y el equipo italiano se llevó a un gran futbolista sin poner un euro sobre la mesa. Ahora, Banega no cuenta en el nuevo proyecto interista y la entidad lo ha puesto en el mercado con un precio de salida de 15 millones de euros. Además, el club se niega a rebajar esa cifra. De hecho, tuvo la ocasión de venderle a la liga china, pero el jugador desestimó marcharse. Shanghai SIPG y el Tianjin Quanjian ofertaron un dineral por él e incluso le daban la oportunidad de meterse en el bolsillo 10 millones de euros por temporada, pero el de Rosario rechazó irse a una liga menor como la china. Igual ocurrió con ofertas turcas o estadounidenses. Por ello, el club italiano está molesto con el jugador, por el que podría haber sacado un pellizco importante y no quiere aceptar ninguna negociación sobre esos 15 millones de euros que solicita por su traspaso.

Una ficha menor

La dificultad de fichar a Éver Banega de nuevo no radica tan solo en el precio del traspaso, sino que también hay que tener en cuenta la ficha del futbolista. El argentino cobra en el Inter 3,5 millones de euros, una cifra que en el Sevilla es difícil cobrar. Operaciones como las de Jesús Navas o la del propio Jovetic, también jugador del Inter, se encuentran también con el problema de la gran ficha que demanda el jugador y la diferencia con lo que el club nervionense puede pagar. Por todo ello, las posibilidades de que Éver Banega recale de nuevo en el Sevilla son bastantes remotas, al menos en lo que a un traspaso se refiere. La vía de la cesión es mucho más factible, pero esta tampoco se encuentra en las preferencias del Inter de Milán. Las posibilidades de que Banega vuelva al Sevilla pasan todas por que el jugador presione para forzar su salida y que acepte una ficha menor que la que percibe en el Inter. Empresa harto complicada. Eso sí, el jugador está como loco por volver a la ciudad en la que más a gusto se ha sentido y al equipo en el que mejor fútbol ha desarrollado. Ya lo reconoció antes de irse, al final de la temporada pasada, cuando destacó su deseo de volver algún día a Sevilla. Ahora toca poner de su parte para hacerlo realidad.

Banega, temporada gris

La temporada de Banega en el Inter de Milán ha sido muy discreta. Ha disputado 28 partidos en la Serie A italiana, anotando 6 goles y dando 8 asistencias. En la Europa League solo ha disputado cuatro partidos y en la Coppa d’Italia, uno. Su valoración actual es de 16 millones de euros.

Foto de perfil de Facebook
#GrowingWithAlba
El periodismo es una forma de vida, no una profesión.

COMMENTS

WORDPRESS: 0