En estas fechas, a pesar de las fiestas y los polvorones, las direcciones deportivas de los clubes están que echan humo. Y no es para menos. Se acerca el mercado de invierno y las plantillas necesitan refuerzos para seguir adelante y que la temporada no se les haga muy larga. Pero con el cambio de año también entran en acción los jugadores que acaban contrato en junio, y ahí  hay que estar atento por las posibles gangas que podría deparar el mercado. Caparrós lo sabe y tiene a Jason Remeseiro en el punto de mira.

Trayectoria y juego

El jugador gallego llegó a la cantera levantinista en 2013, cuando solo tenía diecinueve años. Tras dos cesiones en el filial del Villarreal y en el Albacete respectivamente, consiguió asentarse en el primer equipo y llegar a la posición en la que se encuentra hoy en día. Jason es uno de los futbolistas más importantes para Paco López. Sus diecisiete encuentros disputados lo demuestran. Es un jugador polivalente, pues ha jugado en tres posiciones en lo que va de año. Además de ello, cumple con creces uno de los perfiles que busca Machín: mediapunta veloz y con regate, nacional y joven, muy del estilo Portu. Tiene experiencia en primera y mucha proyección, lo que sumado al bajo coste sería una operación muy atractiva.

Enero o junio

El mediapunta del Levante cumple contrato en junio de 2019 y por lo que se sabe no tiene intención de renovar. El conjunto de Valencia lo ha intentado en varias ocasiones pero no ha tenido éxito. El Sevilla quiere aprovecharse de ello y presionar para poder ficharlo en este mercado a un precio muy bajo. La decisión es del Levante, si prefiere venderlo ya y conseguir algo de dinero, o esperar a junio y que se vaya gratis. Para ambas partes sería más interesante en enero, pues el Sevilla necesita reforzar la plantilla, y además en junio entrarían en la puja más clubes, con la famosa prima de fichaje de por medio.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here