El último encuentro en Japón para el conjunto del Toto Berizzo comenzaba con algo de retraso, aunque bastante animado para ser un amistoso de pretemporada. El Kashima Antlers es un equipo muy competitivo y lo demostró sobre todo en los primeros minutos del encuentro, aunque a medida que el Sevilla se iba encontrando más cómodo la presencia del conjunto japonés iba disminuyendo.

Dominio sevillista

Durante la primera mitad, en general, la presencia sevillista fue muy superior a la local. Exceptuando los primeros diez minutos, en el que el conjunto nervionense no se encontraba y el Kashima Antlers presionaba muchísimo. Aunque la defensa del equipo de Berizzo jugaba bien sus cartas y aguantaba todas las embestidas del rival. En los primeros minutos la actuación de Ganso fue vital en cuanto a recuperaciones de balón, puesto que sacó de algunos aprietos a su equipo. En el 7´el conjunto japonés pudo haber conseguido el primer gol tras un remate de Pedro Junior, que acabó rebotando en Pareja provocando el córner. Poco a poco el Sevilla iba replegándose y eran constantes las llegadas de Corchia por la banda derecha. En el 10´ Nakamura volvió a tenerla para los suyos, pero la presión que el defensa Lenglet ejerció en él propició que no le pegara bien.

Falta de gol

A partir de aquí las ocasiones más claras fueron del Sevilla, que no consiguió materializar ninguna. El conjunto de Berizzo se encontraba más cómodo, defendía bien y conseguía tener una gran presencia en el terreno del adversario. En el 16´Pareja aparecía para realizar un despeje que evitó que el marcador peligrara. En el 18´el Tucu se las ingenió para entrar por la banda izquierda e intentar realizar el pase de la muerte a Muriel, pero el guardameta logró interceptar el balón. Siguió así todo lo que restaba de primera mitad, mientras los locales se hacían cada vez más pequeños y el Sevilla se crecía. En más de una ocasión Correa pudo haber conseguido inaugurar el marcador, sin embargo,la suerte no estaba de su lado y le faltaba definir el gol. Destaca  un tiro en el 35´que se le fue por muy poco por el lateral izquierdo de la red.

Los últimos minutos de la primera mitad se convirtieron en una auténtica agonía para el Kashima Antlers, que se vio obligado a permanecer en su campo para defender ante la enorme presión generada por el equipo sevillano. Cansado de que nada saliera bien, Banega se encontraba bastante irritado y la amarilla que recibió en el 43´ no consiguió amedrentar sus ánimos. Pero hasta el final el Sevilla lo intentó y en el 44´ el colombiano Muriel podría haber hecho el 1-0 de no haber sido por la intervención del guardameta Sogahata. Así finalizaba la primera parte del encuentro, una parte básicamente dominada por el Sevilla FC.

Punto de inflexión

La segunda mitad estuvo marcada por los cambios realizados durante el descanso, y eso acabaría determinando el resultado final del encuentro. El Sevilla empezaba a desinflarse desde el primer momento, aunque durante los primeros minutos del segundo periodo la situación estaba bastante reñida. Ambos conjuntos atacaban y se veían obligados a defender. Uno de los nombres que más sonó durante la primera mitad, y también en la segunda hasta su cambio fue Correa. El Tucu sin duda ha desempeñado un papel fundamental tanto como refuerzo en la defensa como arriba generando ocasiones. Eso sí, si algo le falta al argentino es gol. En el 56´tuvo una muy clara con un centro bastante bueno de Matos, sin embargo Correa venía desequilibrado y no pudo pegarle bien.

No fue el extremo argentino el único en desaprovechar ocasiones. Sarabia también la tuvo en el 62´ gracias a un gran centro de Ben Yedder, pero el cabezazo no iba bien dirigido y no consiguió hacer un tanto, que habría venido más que bien para moralizar al equipo. El canterano Matos también destacó en labor defensiva en más de una ocasión, y Soria apenas tuvo que aparecer hasta bien entrada la segunda mitad. En el 68´, el guardameta madrileño se vio obligado a hacer su primera intervención, supo muy bien interceptar el balón del atacante realizando con maestría una parada muy importante que evitó el 1-0.  A partir del 70´ las intervenciones sevillistas en área contraria eran mínimas y a las desesperadas, y la cosa se agravó cuando en el 71´Suzuki logró inaugurar el marcador para los japoneses, Soria adelantado no pudo hacer nada.

La cosa empeoraba a medida que pasaban los minutos, pero este Sevilla que nunca se rinde trataba por todos los medios lograr al menos el empate. En el 85´Ben Yedder puto haberlo hecho, pero el guardameta Sogahata lo evitó. Se añadieron tres minutos al tiempo reglamentario, que solo sirvieron para empeorar la situación, el 2-0 vendría de nuevo, de la mano de Suzuki en el 90+1´y así terminaría el encuentro.

Cambios desacertados

Podría deducirse que los cambios realizados por Berizzo no favorecieron al rendimiento del equipo en el terreno de juego. Sacar del campo a dos jugadores claves durante el encuentro como lo estaban siendo Ganso y Pizarro no fue acertado. Por otro lado, los cambios si fueron favorecedores para el conjunto de Go Oiwa, pues el autor de los dos goles fue uno de los jugadores que entraron como suplentes.

Ficha técnica:

Alineaciones:

  • Sevilla FC: Soria, Lenglet, Pizarro, Muriel, Banega, Correa,Corchia, Montoya, Escudero, Ganso, Pareja. Durante el descanso entraron Ben Yedder, Krohn-Dehli, Mercado y Matos por Muriel, Banega, Escudero y Pareja respectivamente. En el 61´entraron Borja Lasso, Sarabia y N´Zonzi por Ganso, Correa y Pizarro.
  • Kashima Antlers: Sogahata, Shoji, Ueda, Nishi, Yukitoshi Ito, Leo Silva, Leandro, Nakamura,  Kento Misao, Pedro Junior, Kanazaki. Durante el descanso y la segunda mitad entraron Endo, Bueno, Yamamoto, Shoma Doi, Suzuki y Kanamori.

Goles: 1-0 (Suzuki 71´); 2-0 (Suzuki 90+1´)

Árbitro: Minoru Tojo

Incidencias: Partido disputado en el Kashima Soccer Stadium, que albergó a un total de 28308 espectadores. Amarillas para Banega y Matos en el 43´y 71´, respectivamente.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here