El primer programa del año en A Balón Parado tuvo un invitado de excepción. Se trató, nada más y nada menos del Director de Fútbol del Sevilla FC, Joaquín Caparrós. Junto a Roberto Arrocha, analizó la situación del conjunto hispalense en el mercado invernal, la dificultad que supone tratar con clubes y agentes, así como su gratitud hacia el rendimiento de la plantilla.

El mercado

Actualmente, suenan con fuerza los nombres de Munir y Morata para reforzar el ataque sevillista tras la salida de Muriel. Para que el conjunto nervionense continúe compitiendo a un alto nivel es necesario darle unas pinceladas en el periodo de fichajes invernal. Así lo ve el utrerano: «El fútbol tiene un componente de fortuna e influyen otros factores. Nuestra plantilla es difícil mejorarla pero queremos competitividad y estar al máximo nivel en todas las competiciones y por eso queremos incorporar futbolistas, para mantener el nivel de LaLiga, pero no es algo fácil en este mercado».

Sobre dicha dificultad para fichar que nombró, a través de la experiencia que le ha otorgado estos meses, Joaquín comentó las trabas con las que se encuentra a la hora de negociar un pase: «Lo peor es la negociación, el mundo de los agentes. Tú vas con la máxima ilusión a por un futbolista y te encuentras con un montón de impedimentos. No solo a nivel profesional sino con chicos también de cantera, que quizás sea donde más me duele y me tengo que acostumbrar. Pero la negociación es un arte, se aprende y dentro del club tenemos gente con capacidad y experiencia importante«, declaró.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here