Triunfó en el Sevilla de Unai Emery, convirtiéndose en pieza clave y logrando una UEFA Europa League. Reconvertido en lateral y tan solo con una temporada, marchó rumbo a Barcelona, para enrolarse en la disciplina de Luis Enrique. Un Barcelona que venía de conseguir el triplete. Perjudicado por la sanción de la FIFA, tanto Aleix Vidal como Arda Turan, no pudieron disputar ni un solo minuto oficial hasta el mes de enero. Pese a entrenar, la falta de un ritmo alto de partido se hacía notar. Esto provocó la intervención en partidos pocos trascendentes, donde el rival tenía pocos argumentos que ofrecer. Tras conseguir a inicio de temporada la Supercopa de Europa, precisamente ante el Sevilla, en un partido de infarto, amarró el Mundial de Clubes y cerró la campaña cosechando la Copa del Rey, de nuevo ante el Sevilla y la Liga.

Noventa minutos oficiales resumen la presente temporada de Aleix Vidal con el FC Barcelona. Sin oportunidades, con un Sergi Roberto descomunal en el lateral diestro y una relación con Luis Enrique tensa. Este cúmulo de situaciones, hacen que el Barcelona se fije como objetivo primordial la salida de Aleix Vidal. El futbolista tampoco está contento con el estado que vive, por lo que también espera encontrar un destino pronto. Parece que el deseo del lateral es volver a Nervión donde brilló, pero el PSG de Emery también pregunta por él.

Dinero francés o fútbol sevillano

El técnico vasco sabe de lo que es capaz Aleix Vidal. Lo hizo lateral y conformó un futbolista muy completo. Ayudó a que se produjese su debut con la selección española, dado su gran rendimiento. Además, el PSG podría mantener la alta ficha del lateral, cuya cifra bajaría en su fichaje por el Sevilla. En la capital francesa coincidiría también con Krychowiak, que tampoco pasa por sus mejores días, pero que ayudaría al catalán a encajar en el equipo parisino. Sin embargo, Aleix Vidal podría valorar otras cosas.

El clima sevillano, el sol radiante de la ciudad, el calor de la afición, el empuje de la grada, un Sevilla devastador, y un sinfín de aspectos que le hicieron triunfar en Sevilla. Sabe como es la ciudad y espera volver a sentirse futbolista. En el Pizjuán explotó y vivió su mejor año a nivel futbolístico. Mantiene una buena conexión con la grada, por lo que su nueva adaptación no correría peligro. Con Mercado de central, Mariano es el único lateral diestro puro, y hace falta una alternativa al brasileño. Monchi volvería a convencer al catalán, que no podría problemas en ningún momento, y además, es del estilo de Sampaoli. La dificultad recae en el número de fichas vacantes. Esperando a reforzar la delantera y la defensa, solo hay dos fichas vacantes, y Krohn-Dehli se espera que ocupe una. Varios jugadores tienen la puerta abierta para salir, dada la falta de minutos, y Aleix Vidal estaría encantado de regresar a la que fue su casa. Para ello, tendrá que partir de cero para vivir su resurrección en el fútbol.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here